miércoles, 22 de diciembre de 2010

205 aplicaciones útiles para Twitter

Diciembre siempre es un mes de locos, pero este lo ha sido aún más de lo normal. Por eso he tardado tanto en actualizar el blog, pero para compensar, os dejo mi pequeño regalo navideño: Un listado que llevo elaborando bastante tiempo y que espero que os sea de utilidad, y que recoge todas las aplicaciones de twitter que he ido recolectando por la red, clasificado por utilidades y con algunos pequeños comentarios. Espero que os sean de utilidad!

Aplicaciones para gestionar contactos

Aplicaciones útiles para gestionar tu día a dia en twitter
Aplicaciones para seguir hashtags

Aplicaciones para monitorización, (marca, tendencias, conversación…)

Clientes de Twitter

Aplicaciones para conocer quién deja de seguirte
Aplicaciones para acortar url

Buscadores

Aplicaciones para conectar twitter con otros servicios (blogs, facebook, google…)


Curiosidades


Aplicaciones útiles para campañas

Aplicaciones para programar tweets
Aplicaciones para customizar el background de tu twitter

viernes, 3 de diciembre de 2010

El Caso de BP: No sólo el petróleo puede derramarse


El pasado 20 de abril de 2010, el gigante petrolero British Petroleum pasó la peor crisis de toda su historia, cuando se produjo la explosión y posterior hundimiento de la plataforma Deepwater Horizon en el Golfo de México.

El accidente dejó 11 muertos y las mayores repercusiones ambientales en la historia de EEUU, todo un desastre ecológico y medioambiental. BP, como toda compañía que se precie, y cuya actividad contemple una serie de riesgos, contaba con un plan de contingencia. Nadie está libre de sufrir un accidente, un error o una desgracia. Así que, cualquier petrolífera cuenta con un manual que indica qué hacer en estos casos: Analizar qué ha ocurrido, puesta en marcha de acciones urgentes para frenar las consecuencias, y un plan posterior para evitar que vuelva a ocurrir. Sin embargo, BP no parecía tener resuelto dentro de ese plan un accidente de “este tipo”.

Si hubiera sido capaz de reaccionar y de contener el problema ecológico, el accidente hubiera supuesto para la compañía una deuda millonaria -que tendrá que asumir- y una bajada considerable de su valor en el mercado, lo que no es poco.


¿Pero qué ocurre cuando la crisis se agrava con una pésima gestión de la imagen de compañía?

BP, una compañía comprometida con la sostenibilidad, con una fuerte política de RSC construida en torno a su slogan “Beyond Petroleum” (más allá del petróleo) con su logo “verde”, cuyo significado era explicado por los directivos de la compañía como “representación del calor, la luz y la naturaleza”, no sólo ocasionó el mayor vertido de crudo de la historia, sino que no supo transmitir a la opinión pública su preocupación, su conciencia medioambiental, ni su arrepentimiento.

Además estamos hablando de una que no pasaba por una situación como esta por primera vez, sino que ya sufrió una situación similar y cuya gestión de superación de crisis y de reposicionamiento corporativo no sólo fue buena sino que se convirtió en caso de estudio en Universidades y Escuelas de Negocio, lo que implica que no era novata, contaba con experiencia, y con una buena gestión de la comunicación.

La empresa fue acusada de negligencia, de mala conducta empresarial, de prácticas que se oponían totalmente a su posicionamiento deseado, falta de previsión, ausencia de plan de actuación… todo lo que influyó directamente en su pérdida de credibilidad. Las redes sociales se llenaron de críticas, no tardaron en aparecer burlas, videos, canciones, ataques a la imagen de la empresa sustituyendo el logo, convirtiendo BP en “Basta de petróleo” etc.


Aquí os dejo algunos videos irónicos que se han realizado contra BP:
http://www.youtube.com/watch?v=2AAa0gd7ClM&feature=related
http://www.youtube.com/watch?v=HtfevVB5eBk&feature=channel
http://www.youtube.com/watch?v=q--WmZ_yEsk&feature=related

Además, la actuación en materia de comunicación del CEO de BP, Tony Hayward no fue mala, sino desastrosa. Un Presidente que se escondía de las cámaras de televisión mientras otro directivo tomaba las riendas ante la prensa, un presidente que afirmaba ante los medios que solo quería que se acabara todo “esto” para recuperar su vida”, un presidente que en medio de la crisis se deja ver en una regata de millonarios, precisamente en el medio que ecológicamente su compañía había afectado…

Finalmente su manera de gestionar esta crisis no sólo afectó a su imagen y a la de la compañía, sino que parece ser que provocó su salida definitiva cuando el presidente de BP, Carl-Henric Svanger, dijo que tomaría las riendas para restablecer la reputación de la petrolera británica en una entrevista donde dejó entre ver su total desacuerdo con la gestión que había realizado Hayward.

Todo lo que Hayward dijo en relación a este “despido” –por el que recibió 17 millones de dólares- fue, “La vida no es justa”.

The Huffington Post publicó este video, que muestra un ejemplo evidente entre lo que dijo y lo que debería haber dicho, Tony Hayward (hoy ya ex CEO de BP) http://www.huffingtonpost.com/2010/06/17/bp-ceo-tony-hayward-re-re_n_616284.html

La pésima gestión de la comunicación de BP llegó incluso a tener nombre propio, ya que en twitter apareció la cuenta @BPGlobalPR que incialmente parecía su cuenta oficial de PR, pero que pronto se vio que se trataba de una cuenta creada al efecto para criticar la deficiente comunicación de la compañía.

Otro punto negativo fue que BP no contaba con presencia activa en redes sociales antes del desastre. Nadie se había ocupado de la comunicación digital de la compañía, ni de generar una comunidad online entorno a la marca. Esto supuso que cuando las críticas llenaron la red, BP tenía que empezar desde cero para intentar reaccionar. No sabían cómo actuar en las redes sociales, y es evidente que no era el mejor momento para hacerlo.


¿Qué se hizo bien?
Rápidamente, BP enfocó su web a dar respuesta al desastre bajo y puso en marcha un “dark site” (páginas web creadas preventivamente para situaciones de crisis) bajo el nombre de Deepwaterhorizonresponse.com, conectado a diferentes redes sociales como: Twitter, Flickr y YouTube, y desde donde proporcionaba información para los estados de Louisiana, Alabama, Mississippi y Florida. Este site, trabajaba en coordinación con varias agencias del gobierno, hasta que finalmente el gobierno de EEUU anunció que se haría responsable total de la página, y el site ha sido redireccionado a la dirección http://www.restorethegulf.gov/


Está claro que una buena gestión de la comunicación, sin haber ido acompañada de una gestión del problema, un plan de acción sólido y efectivo, no habría salvado a BP del desastre.


¿Y tú? ¿Tienes un plan?
No sólo las empresas relacionadas con actividades de riesgo deben contemplar las posibles catástrofes en las que pueden verse involucradas.

Hágase estas preguntas:
  • ¿Tiene su empresa un manual de crisis que contemple todos los escenarios posibles a los que se puede enfrentar?
  • ¿Cuenta ese Manual con un Plan de comunicación específico para cada caso?
  • ¿Han definido quién debería ser el portavoz ante los diferentes públicos en cada caso?
  • ¿Están formados estos portavoces para no caer en errores como los de Hayward?
  • ¿Cuenta con un plan de superación de crisis?

Si alguna es negativa, no se preocupe. Puede que aún esté a tiempo de prepararse antes de que pase nada. Pero nunca se sabe...

Si podemos sacar algo positivo del desastre de BP es que no solo el petróleo puede derramarse…

viernes, 26 de noviembre de 2010

Compartiendo conocimientos en RRPP& Tweets

Dentro de mis buenos propósitos del año de asistir a más eventos del sector donde poder aprender de mis colegas de profesión, ayer pude asistir a #rrppandtweets organizado por Carlos Molina (@molinaguerrero y Mr Pessimist ) y Sara Moreno (@comunicatelo y responsable del agregador Comunicatelo) donde RobertoCarreras respondió a las preguntas que le fueron haciendo sobre gestión de comunicación online, monitorización, redes sociales, etc.

Es inevitable acudir a un evento de este tipo y no pensar en lo que ha cambiado el concepto de competencia gracias al mundo online. Aproximadamente el 90% sino el 100% de los que ayer estábamos tan ricamente tomando unas cañas y compartiendo inquietudes en el Irish Rover éramos, con sus más y sus menos, competencia sino directa, muy cercana. Pero no sólo no nos importa, sino que nos encanta.

Hace años que comparto información con personas de mi competencia, que nos ayudamos mutuamente (y virtualmente) a resolver dudas, que comentamos experiencias y la mejor forma de hacer las cosas, que nos ayudamos, simplemente. ¿Por qué? Pues sencillamente creo que porque nosotros,- la generación “online”- hemos tenido más suerte que nuestros antepasados o somos más avispados, no sé. Porque comprendemos que el conocimiento compartido puede ayudarnos a todos a crecer como profesionales. Porque si antes aprendíamos solo de lo que mamábamos en casa, es decir, en nuestra empresa, ahora hemos visto que podemos aprender de los demás, y que de este modo nuestro conocimiento se enriquecerá mucho más al tener diversos puntos de vista, en vez de perjudicarnos al sentir que "damos armas a nuestros enemigos". Porque entendemos la competencia de una manera más sana, más racional, basándonos en un concepto de yo te doy, tú me das, y ganamos todos. Porque todos estamos en el mismo barco, nos inquietan las mismas cosas, y si tenemos competir no sacamos las armas para atacar al otro (me refiero a que no todos lo hacemos, ya sabéis) sino que partimos de una lucha limpia basada en “que gane el mejor”.

Porque yo, por ejemplo, si sé que compito por una cuenta con alguno de mis competidores “adorados”, y finalmente pierdo, me alegro. Entendedme: Mentiría si dijera que no me hubiera gustado ganarla a mí, pero el hecho de que me haya ganado alguien a quien considero un profesional competente, que me gusta cómo trabaja, que es bueno y en muchas ocasiones además es “amigo”, me parece lícito, comprensible, y como “colega” suyo, me alegro por él. De la misma manera que si por el contrario la cuenta la gana otra agencia que, conociéndola, sé que no da la talla, qué queréis que os diga, yo también soy humana y me cojo mi pequeña pataleta profesional.

En rrppandtweets se comentaron cosas muy interesantes. Roberto Carreras quiso abrirnos los ojos a las agencias para que comprendiéramos que nosotros somos los que debemos educar a los clientes sobre qué es y qué no la comunicación digital, nosotros somos los que tenemos la responsabilidad moral de hacerles entender que comunicación 2.0 no es abrir una cuenta en twitter, no es tener X número de seguidores, no es tener un "Community Manager" ...(me encanta ver que hay más gente que odia esto tanto como yo!)

Además, hubo dos grandes temas de debate: Por un lado, Roberto habló de la importancia de saber de tecnología para ofrecer a nuestros clientes una comunicación digital (que no campaña de SM, ni 2.0… sino de Internet) efectiva, adecuada a sus objetivos e intereses y útil. Pese a que me considero muy friki en este tema, y pruebo todas y cada una de las herramientas que me voy encontrando, estudio cómo funcionan y cómo me podrían servir a mí o a mis clientes, (de hecho ayer me sorprendió ser de las pocas que afirmaba usar Google Analytics para medir resultados, porque pensaba que era una de las más básicas…) discrepo con él, - entended por favor que con toda la modestia, humildad y seguramente ignorancia, (quién soy yo para discutirle a Roberto Carreras)- en este punto.

Personalmente considero que no necesito saber programar, por ejemplo, sino que lo que debo hacer es saber qué existe, o qué “hueco” hay, qué quiero crear y cómo, y rodearme después buenos programadores, informáticos y técnicos que sean capaces de hacer eso realidad. Coincido con Roberto en que en las agencias no debemos ser “consultores” sino “chicosparatodo” y ofrecer a los clientes aquello que necesiten en cada momento. No sólo porque así es nuestra realidad, sino porque probar de todo un poco, aprender cosas distintas, lanzarme a conocer nuevos mundos, me encanta. Pero tampoco queramos ser lo que no somos. Yo creo que el éxito está en rodearte de compañeros, proveedores, socios y amigos que cubran esas carencias que tú tienes, y que entre todos, poniendo cada uno su parcela de conocimiento, podáis ofrecer al cliente “el paquete completo”. Digamos que mi manera de verlo es más del concepto de “quien mucho abarca…”.

El otro tema clave fue la eterna problemática a la que siempre nos hemos enfrentado en las agencias: cómo "valorar" el resultado de nuestro trabajo. Los valores publicitarios nos han servido medianamente en temas de apariciones en medios tradicionales, pero con la comunicación digital, entramos aún más en un concepto tan intangible, como el que más.. Y ahí seguimos todos dándole vueltas a la solución.

Pese a que no soy muy dada a debatir en público "masivo", y prefiero observar, me encantó escuchar a los que asistísteis (además, he encontrado entre los asistentes perfiles muy interesantes a los que ya sigo en twitter) y os recomiendo a los que no pudisteis ir, que vayáis a la próxima edición porque merece la pena.

lunes, 22 de noviembre de 2010

El fenómeno "viral"


La mejor versión online del "boca a boca" es sin duda la provocada por el marketing viral, que intenta explotar las redes sociales para generar un efecto de gran cobertura mediática utilizando historias divertidas o sorprendentes, bien mostrando de forma clara la marca que la pone en marcha o de manera encubierta, a través de lo que se conoce como Astroturfing, campañas aparentemente espontáneas y sin ninguna finalidad comercial concreta, pero que en realidad están orquestadas o programadas por empresas, partidos políticos o asociaciones.

En las últimas semanas, Facebook ha sido invadido por los dibujos animados. Aparentemente sin finalidad comercial, y promovidos por nadie sabe a ciencia cierta quién, más de 200.000 usuarios de diferentes países han sido convencidos de cambiar su avatar por el de alguno de sus personajes de dibujos animados favoritos.

Existen varias versiones sobre el origen de esta campaña. Hay quien afirma que los culpables fueron Xiko Rodrigues y Filipa Fonseca, dos portugueses que aparentemente sin ningún fin más allá que la pura diversión, crearon un evento invitando a sus contactos a cambiar su foto de perfil para "llenar facebook de recuerdos de la infancia" durante una semana. Otros aseguran que fueron los italianos Hitch daniel - Daniele Ugoni & Alessandro Donald Schultz Loi , quienes la iniciaron, e incluso existe otra versión en la que se afirma que se trata de una campaña relacionada con la celebración el 20 de noviembre del Día Mundial de los Derechos del niño. (Sin embargo, existe una versión extendida del viral "animado" ya que en Facebook comienza a escucharse que la campaña durará hasta reyes...). Venga de donde venga el caso es que más de 200.000 usuarios ya han cambiado su avatar siguiendo esta iniciativa.

Precisamente también en torno al Día Mundial de los derechos del niño, la Fundación Proyecto Solidario por la Infancia ha lanzado otra campaña viral, "Pon tu corazón en la mano. Stop a la violencia contra la infancia" donde se animaba a los usuarios a cambiar su foto de perfil durante ese día por una de sus manos con un corazón, para detener la violencia infantil, dentro de la campaña global que la Fundación ha puesto en marcha hasta junio, donde quiere recoger fotografías a través de Flikr, Facebook e email.

¿Quién no recuerda el famoso Amo a Laura, de la MTV, el " A mí me gusta sobre..." de los muros de facebook para luchar contra el cáncer de mama, o el "Aficionado profesional de Fernando Alonso de ING Direct?

En los últimos tiempos el marketing viral está a la orden del día por su gran capacidad de llegar al público, su reducido coste frente a otro tipo de campañas, la capacidad de utilizar a nuestros consumidores habituales de altavoces/comunicadores de la compañía y el gran impacto que suele provocar en la imagen de marca. Y este auge nos lleva a pensar en 2 cosas:

  • Una, que por mucho que hayamos evolucionado, continuamos actuando por los mismos patrones de conducta: Esto es, el boca a boca y la recomendación puede sobre todo lo demás.
  • Y la segunda es que las empresas cada vez tienen más en cuenta y en consideración las redes sociales para realizar sus campañas de comunicación.


Os dejo algunos ejemplos que el portal Marketing directo publicó hace poco en los 10 videos virales que deberías conocer, donde incluía el gran video de Tipp-Ex: A hunter shoots a bear, que continúa siendo mi favorito por el momento.





Para apoyar el decálogo de recomendaciones para combatir la Violencia contra la Infancia, ante la sociedad, y ante las administraciones públicas.


viernes, 12 de noviembre de 2010

Empresas ciegas, Empresas tuertas y Empresas lúcidas

El pasado viernes, gracias a Juan Pedro Molina Cañabate, tuve la suerte de asistir a las "II Jornadas de Comunicación Corporativa 2.0. La comunicación Interna" que se celebraron en la Universidad Carlos III de Madrid y que, -si no pudisteis asistir-, os recomiendo ver en este enlace , porque todas las ponencias fueron realmente interesantes.

Gracias a expertos como Roberto Carreras, Adolfo Corujo, Adrián Segovia, Jose Luis Fernández Frontelo o Stephan Fuetterer no sólo aprendí muchísimo sobre la buena gestión de la comunicación interna a través de las herramientas 2.0, sino que llegué a una conclusión.

En este país hay tres tipos de empresas (sean del tamaño que sean): las empresas ciegas, las empresas tuertas y las empresas lúcidas.

Las empresas ciegas son aquellas que, basándose principalmente en el miedo, no quieren ver que la comunicación tal y como la veníamos entendiendo ha cambiado. Son corporaciones que pese a que saben que pueden establecer una comunicación interactiva con todos sus públicos (internos y externos), no la gestionan.

¿Por qué? Hay empresas ciegas que creen que si se adentran en la comunicación digital, y abren plataformas donde poder conversar con sus públicos, estarán más expuestos a las críticas. Este tipo de empresas, con frases como "mejor no abrir la puerta, no vaya a ser..." creen que si se mantienen al margen del mundo 2.0 estarán más "seguras". Lo que estas empresas ignoran es que posiblemente la conversación ya se esté dando sin ellos. Además, tampoco son conscientes de que por incluirte en la conversación las críticas no van a aumentar, sino, posiblemente, todo lo contrario.

En el caso de la comunicación interna, como comentaban en las jornadas, si estableces canales bidireccionales e interactivos con tus empleados esto no hará que te critiquen más de lo que ya pueden criticarte en los pasillos o mientras toman café. El problema no es el canal donde se viertan, sino el por qué de esas críticas, y eso es lo que debería preocuparles.

Otra preocupación de las empresas ciegas es la inversión y el retorno de la misma. Convencer a un Equipo Directivo "ciego" de que debe invertir en mejorar su comunicación y establecer nuevas vías que le permitan la conversación directa y en tiempo real con sus públicos, y que además el retorno puede "medirse" es una de las tareas más difíciles a las que deben enfrentarse los Directores de Comunicación.

Las empresas tuertas son las que basan la gestión de su comunicación online en el concepto "Hay que estar" y por tanto, en un momento dado, hacen todo lo posible por estar, ya que como el resto de corporaciones, su público, sus clientes, están presentes en el mundo 2.0, o como la competencia tiene canales de comunicación interna 2.0 para hablar con sus empleados, ellos no pueden ser menos. Así las empresas tuertas abren canales, blogs, perfiles en redes sociales o herramientas internas online. Pero hí queda todo. Porque las empresas tuertas creen que con abrir los perfiles tienen suficiente. No planifican su presencia, no marcan tiempos, no establecen unos objetivos... Muchas veces por falta de tiempo y otras por falta de conocimiento, numerosas empresas abandonan sus canales online a la deriva, ignorando que es peor tener un canal "muerto" que no tenerlo.

En el caso de la comunicación interna, las empresas tuertas sufren problemas de "falta de actividad". Las razones suelen ser la falta de información y formación. para sus empleados. Si no explicamos a nuestros usuarios para qué les puede servir utilizar estos canales de comunicación, sino les formamos en su uso, en su lenguaje, y si no les hacemos ver que pueden aportarles valor, desengañémosnos. No las utilizarán.

Por último, están las empresas lúcidas, (mis preferidas) que no sólo comprenden que la comunicación ha cambiado, que existen nuevas vías que les abren un amplio abanico de posibilidades, que cuentan con un Equipo Directivo que apoya el proyecto, que asigna recursos, forma e informa a sus empleados y los implica en el desarrollo de su estrategia de comunicación, que no tratan la comunicación digital como algo aislado sino que lo integran dentro del proyecto global de comunicación de la compañía, que comprenden que las herramientas 2.0 no son un fin en sí mismo, sino un medio para llegar a sus públicos, y que, por todo ello, tienen en marcha verdaderos canales que aportan valor a sus públicos, fomentan su reputación corporativa y les reportan a su vez impresiones y feedback que les permiten mejorar y adecuarse a las nuevas necesidades de sus clientes.

Este es el caso de empresas como Telefónica Latinoamérica, Orange o el BBVA, que contaron su experiencia durante las jornadas. Empresas que han sabido ver las oportunidades que les ofrecen las nuevas herramientas y las han aprovechado. Aunque el número de empresas lúcidas todavía está muy lejos del ideal.

Mientras existan estas diferencias, todos los que trabajamos en el mundo de la comunicación, ya sea desde las propias corporaciones, las agencias o la universidad, deberemos continuar trabajando por mucho que nos cueste en una línea evangelizadora, tratando de abrir los ojos a aquellas que todavía no quieren ver o que solo ven la punta del iceberg, sin darse cuenta de todo lo que queda oculta. Y seguro que el tiempo nos da la razón.


martes, 2 de noviembre de 2010

10 herramientas básicas para gestionar tu comunicación online

Decir que hay miles de herramientas, millones de plataformas 2.0 no es nuevo. (Yo al menos cada día descubro una nueva herramienta ya sea para la creación de documentos, edición o creación de imágenes, de microblogging, para hacer networking, para compartir archivos, nuevos lectores de RSS, nuevas herramientas de monitorización... Y sí, es prácticamente imposible ya no conocer todas, sino usarlas contínuamente e incluso recordar la contraseña con la que te logueaste. )

Todo este cúmulo de herramientas y aplicaciones asusta a las empresas que todavía viven ajenas al mundo 2.0. ¿Quién no ha escuchado de boca de un directivo "yo es que no entiendo de eso", "Uff es que hay demasiadas cosas y no tengo tiempo para aprendenlas" y otras tantas frases del estilo?

Sin embargo, lo cierto es que es muy posible simplificar las cosas porque para realizar una buena estrategia de comunicación 2.0 de nuestra empresa, no hace falta conocerlas todas.

Puede bastarnos con hacer buen uso de 10 herramientas:

  1. Una plataforma de creación de blogs: Para tener un blog corporativo que nos sirva como centro de nuestra estrategia de comunicación 2.0 solo hace falta acercarse a algunas de las plataformas gratuitas como blogger, (mi favorito, evidentemente) o wordpress y seguir los pasos sencillos que nos van indicando. No hace falta conocer programación ni diseño, ni nada parecido. Una vez creado, en el blog incluiremos mensajes que se identifiquen siempre con la visión de la compañía pero sin convertirlo en una segunda web ya que debemos utilizarlo para conversar con clientes, lectores, sector... y para posicionarnos.

  2. Feedburner: Se trata de una herramienta para gestionar nuestros feed RSS (Es decir, para ver cuánta gente se suscribe a nuestro blog, qué leen, qué palabras funcionan mejor...) ofrece datos sobre los gustos de nuestros lectores, (cuántos son, qué les interesa, palabras clave...) Es una herramienta muy útil para ver qué contenidos son más demandados, si vamos en buena línea... Además, Feedburner también nos deja incluir en el blog la opción de "suscríbete por email" que facilita el seguimiento. Su instalación es muy sencilla: En Blogger está integrado en la plataforma, y para activarlo se puede acceder directamente desde configuración/Feed. Para wordpress, se puede descargar el pluggin Feedsmith para configurarlo.

  3. Un perfil (o varios, dependiendo de nuestros objetivos) en twitter: En contra de lo que puede parecer, usar twitter es muy sencillo. Podemos tardar apenas 5 minutos en crear nuestro perfil. Después todo será interactuar y conversar, compartir nuestras publicaciones de otras redes, etc. (Hay muchos manuales de uso de twitter, como los que aparecen en Deletéalo, el Tutorial Básico de Juan José del Haro, o las indicaciones para sobrevivir los primeros días de Soitú... que lo explican muy bien)


  4. Una página oficial en facebook (O en otra red social en función de dónde se encuentre nuestro público). Su creación también es sencilla e intuitiva (para hacer una página básica). Después, dentro de las propias redes sociales existen aplicaciones que nos permitirán ir mejorándola (como Static FBML, en Facebook que nos deja programar una página de inicio en html, más atractiva y corporativa, aplicaciones para incluir actualizaciones de nuestros blogs como Networkedblogs, etc...)

  5. Una aplicación cliente que nos permita gestionar todas nuestras cuentas desde un solo sitio: Casi nadie se plantea ya tener abierto todo el día facebook, twitter, linkedin... Existen aplicaciones de escritorio o de web que nos facilitan la vida, mostrándonos en una única pantalla todas nuestras cuentas, y ofreciéndonos además datos estadísticos de qué contenidos funcionan mejor. Yo soy fiel a Hootsuite pero existen otras como Tweetdeck o Seesmic por citar algunas.

  6. Un perfil en un agregador de fotos: Tanto en el blog, como en las redes sociales, necesitamos incluir fotografías que hagan el contenido más atractivo y capten la atención. Para tener todas nuestras fotos en un mismo sitio, que nos sirva de archivo, existen redes donde podemos crear y compartir nuestras galerías de foto. Mi favorita es Flikr, pero existen otros como Fotolog,Picasa, Photobucket...

  7. Un perfil en un agregador de contenido: El mismo caso que con las fotografías, pero con documentos: Presentaciones, informes, ponencias.... Este tipo de documentación suele ser la más valorada en la red (siempre que sea de calidad, claro). Podemos compartirlas en todas nuestras plataformas, pero archivarlas conjuntamente en nuestro perfil de slideshare o docstoc.

  8. Un perfil en un agregador de video (ídem de ídem) Necesitamos una red social donde aglutinar y compartir nuestro material audiovisual. Las más conocidas, son Youtube o Vimeo.

  9. Una aplicación para monitorización: No nos sirve de nada establecer nuestra estrategia de comunicación online si no escuchamos lo que el público dice de nosotros. Por eso, necesitamos tener una herramienta que nos permita saber qué se dice de nuestra marca y en el momento en qué se dice... Creo que éstas son las más numerosas en la red. Están las que te monitorizan twitter, las que te monitorizan blogs... pero necesitamos una que englobe más de una plataforma, para simplificar las cosas. Socialmetrix es un buen ejemplo, ya que monitorea varias redes, personalizando la información, con reportes... (pero es de pago)

  10. Un buen equipo que te gestione toda tu imagen 2.0: De acuerdo, quizá llamar "herramienta" al equipo no es muy adecuado. Pero teniendo en cuenta que en la comunicación digital el contenido es lo más importante, si no cuentas con personas que sepan gestionar tus perfiles, que aporten contenido de calidad y adecuado a tus necesidades, y den respuesta a tu público, desengáñate: Estás perdido (Aunque si no tienes equipo, ya sabes donde encontrarme ;-)

¿A que no es tanto?

viernes, 22 de octubre de 2010

Twitter todavía no es luso...


La semana pasada, uno de los proyectos donde estoy metida y que me han llevado a tener este blog un poco abandonado, me llevó a Lisboa, a la Feria E-Commarketing Show 2010, la primera feria de ecommerce, publicidad digital y marketing que reunió a multitud de expertos de todas las áreas (desde CRM, logística, formas de pago, redes sociales, hosting, marketing de afiliación...)

Nosotros (MC Dilo) fuimos a la feria con tres objetivos. Por un lado, fuimos expositores con un stand donde pudimos darnos a conocer más al mercado portugués y del que recogimos muchos frutos y grandes expectativas. Por otro, nuestro compañero en Lisboa, Rui Baptista, partipó en el Foro de Reputación Online con la ponencia "el valor del fan en las redes sociales", una charla muy interesante donde además tuve la posiblidad además de desvirtualizar a Victor Puig, de Overalia, que también participó en el debate. Y en tercer lugar, aunque si duda, el más importante, fue porque trabajamos desde hace unos meses para FOPREN, organizadores de la feria, en la gestión de toda la comunicación, online y offline del evento, por lo que fue una semana de no parar, pero con grandes resultados.

Sin embargo, en E-commarketing Show descubrí algo más.

Hace al menos dos o tres años que no voy (en España) a un congreso, conferencia, o encuentro donde no vea a gran parte del público , i-Phone o BlackBerry en mano, comentando a través de las redes sociales sus impresiones, destacando aquellas frases que más les impactan, o compartiendo con aquellos que no han podido asistir, los mejores momentos. Por eso, cuando poco después de comenzar el primer foro, que era precisamente el de reputación online, me sorprendió ver que pese a que la sala estaba totalmente llena, solo una chica de las ultimas filas y yo estábamos twitteando.

¿Un evento sobre 2.0 sin difusión 2.0 por parte de los asistentes?
¿Una feria de marketing digital con presencia de grandes empresas sin que estás lo comenten onlnine?
¿Qué ocurría?


Lo que pasaba lo pude comprobar a lo largo de los dos días que duró la feria. Gestionamos la comunicación en twitter durante la feria bajo el hashtag #ecommarketing (aunque hubo algún hashtag momentáneo en paralelo, que pronto cambió)

En dos días, al margen de la comunicación propia de la feria a través de su handle, @feria_ecommerce y de la realizada por nosotros a través de los diferentes canales de dilo (@mcdilocom, @mariadeandres @ruimbaptista y @lucydomingues @MCDiloLisboa) solo 15 personas más comentaban en twitter...

¿Se debía esto a un error en la gestión de la comunicación o a una falta de uso por parte de los portugueses? La respuesta nos la dio Facebook, donde tanto el uso de la perfil oficial de la Feria, (que alcanzó los 1.059 seguidores, con un alto grado de participación) como el del evento funcionaron a la perfección, por lo que comenzamos a hablar con las empresas presentes en la Feria para ver qué ocurría con Twitter.

Y la realidad es que Twitter todavía no es una plataforma muy usada por los portugeses. He buscado informes sobre estadísticas del uso de twitter en el mundo, y poco he encontrado sobre su uso en Portugal. Según un estudio de Sysomos.com, mientras que de los usuarios de twitter un 50.88% son de USA, España solo cuenta con un 0.78%, pero Portugal, ni siquiera aparece en el ranking.

Sin embargo, he encontrado un análisis de un site portugués, que estimaba en diciembre de 2009 que el número de usuarios portugueses con cuenta en twitter era de alrededor de 100.000 de los que poco menos de 40.000 habían sido activos en el último mes. (Un año antes Paulo Querido, periodista muy reconocido en Portugal por ser pionero en redes sociales hablaba de un intervalo entre 550-750 usuarios...)

Lo interesante del análisis de diario2, son las razones que aporta para el escaso uso de twitter en Portugal:

  • El escaso número de figuras públicas y celebridades que utiliza Twitter para establecer contacto con sus fans
  • El poco uso de twitter por parte de los medios de comunicación portugueses (que por el contrario sí cuentan con blogs y usan facebook
  • Y en tercer lugar, y pese a los intentos de los sucesivos gobiernos, la falta de una sólida cultura de innovación y de suficientes iniciativas emprendedoras online
Tal y como pude comprobar en la feria, a la que asistieron un gran número de emprendedores, cuaderno en mano, inmersos en la fase de diseño de sus proyectos online, todo apunta a que este último punto aportado por Diario2, tiene los días contados.

¿Ocurrirá lo mismo con twitter, o debido a las características propias de cada país, a cada cultura, en cada uno tenemos tendencia a una forma distinta de comunicación? Os dejo al respecto una presentación muy interesante de Insites Consulting, sobre el uso de Redes sociales en el mundo.

lunes, 4 de octubre de 2010

¿Cómo hacer que mi mensaje no se distorsione en la red?

Esta mañana me ha llamado la atención una noticia que he leido en Marketing Directo, que hablaba del resultado de un estudio de la agencia Burson Masteller. Según los datos de la agencia, el 69% de los mensajes corporativos publicados en blogs están distorsionados, es decir, los bloggers, cuando se hacen eco de una noticia de una empresa, no son fieles a la realidad, o no lo son a los mensajes que la compañía quiere transmitir en esa ocasión.

Teniendo en cuenta que uno de los quebraderos de cabeza de toda agencia y todo departamento de comunicación de una compañía es que nuestras noticias y mensajes se publiquen tal y como queremos, y eso es algo por lo que nos hemos pasado media vida luchando, temiendo y peleando con los medios de comunicación, lo sorprendente ahora es que este dato diste tanto de la distorsión de mensajes que se produce en los medios (siendo ésta, según eMarketer, también citado en la noticia, de menos de la mitad de los mensajes publicados en medios de comunicación tradicionales)

¿Qué ha ocurrido? ¿Por qué los bloggers ahora son el mayor temor de las compañías?
Creo que existen varias razones al respecto:


  • Los bloggers nunca replican las noticias de las empresas: Sino que las analizan, las valoran, las comentan por algún motivo relacionado con el sector que les interese... Es decir, la gran mayoría de los bloggers no informan, sino valoran y opinan

  • El factor tiempo: Los periodistas escriben bajo un horario que les obliga a tener la información lista a determinada hora. Y no una noticia, sino que es habitual, que un mismo día tengan que trabajar en varios reportajes. Esto implica que a veces para ellos sea más fácil reproducir fielmente determinadas informaciones que reciben de las empresas, sin modificarlas. El blogger por su parte, es dueño de su periodicidad y de su tiempo, puesto que normalmente no escribe para vivir, lo que le permite analizar más la información, buscar otra fuentes que contrasten las de la compañía, etc

  • El acceso a la información: Es cierto, y cada vez más, que muchas empresas ahora hacen llegar su información a medios y bloggers, cada uno por su camino, y siguiendo sus reglas de actuación. Pero mientras los encuentros con periodistas (esas reuniones informales donde la compañía se sienta con sus medios target para explicarle quiénes son, qué hacen, etc) son muy habituales, aún no lo es tanto que las empresas lo hagan con los bloggers más influyentes de su sector (lo que desde mi humilde punto de vista, y del de MC Dilo, he de decir, es una gran equivocación, teniendo en cuenta la influencia de que los bloggers pueden tener para una marca - en España la audiencia de los blogs aumenta un 13% cada día y un 19% en el caso de los blogs profesionales- pues...)

  • Los bloggers no son periodistas, ni viceversa: Hay infinidad de blogs -en 2008 se hablaba de 4,2 millones de bloggeros solo en España- y no todos ellos están escritos por gente con los mismos conocimientos ni preparación sobre lo que escribe. En cambio, los periodistas, y más si están especializados, suelen tener formación, conocimiento y experiencia acorde a lo que escribe. Peeero, que no se me enfaden los bloggers, puesto que también es cierto que cuando uno escribe por vocación y no por obligación, muchos bloggers cuidan más y van mucho más allá en sus post que algunos periodistas en sus noticias. Así que, en conclusión, cada uno es cada uno...

  • Hemos dejado de ser dueños de la información: Esta razón, que es además uno de los mayores miedos que tienen las empresas al dar el salto al mundo 2.0, es la principal causa de la distorsión: No podemos controlar el mensaje en internet, no podemos hacer que la gente comente y opine lo que nosotros queremos, pero sí que podemos gestionar nuestra identidad online de manera que influyamos y participemos en esa conversación.

Ante esto, ¿cuál es la solución para las empresas?
  • Establecer una buena estrategia de relación con los bloggers más influyentes de su sector: Las compañías deben saber quienes son, de qué hablan, cómo tratan los temas, y tratar de conocerlos personalmente para compartir opiniones.

  • Hablar a los bloggers en su lenguaje y a través de sus procedimientos. Véase lo tantas veces repetido: No hay que tratar a los bloggers como periodistas, para ellos la nota de prensa no vale, hay que hablar a cada blogger como lo que es, una persona, habiéndose informado de qué temas trata en su blog, etc. Estas pautas, tan conocidas y repetidas en el mundo 2.0 no siempre se cumplen, y lo que es peor, a veces son los propios bloggers los que se las saltan (En MC Dilo, por ejemplo, donde varios consultores contamos con un blog, tres personas recibimos el mismo día, el mismo email, -¡pero idéntico!- de un blogger del sector, que decía que era lector habitual, que le encantaba nuestro blog, y que nos invitaba a seguir el suyo... ¡Y ni siquiera se dio cuenta de que éramos de la misma empresa...!!- En fin, consejos vendo y para mí no tengo, ya se sabe.

  • Participar en la conversación: En un mundo de redes sociales, blogs, foros, etc. donde cada individuo puede convertirse en periodista, ninguna compañía puede ya permitirse el lujo de no estar ahí donde la gente habla de ella. La conversación va a existir con o sin nosotros y no siempre será positiva, veráz o coincidirá con nuestros intereses. Establecer una política de gestión de comentarios, enlaces, invitaciones, etc. nos permitirá participar en la creación de opinión que se dé en la red, y solventar, las posibles distorsiones que se provoquen en ellas.

martes, 28 de septiembre de 2010

Si Gutenberg levantara la cabeza...


A menudo nos creemos inventores de la pólvora... y lo que está pasando con el mundo digital, no es una excepción. El auge de internet y las nuevas tecnologías nos está llevando a pasar por alto la importancia de la prensa escrita, la capacidad que ésta tiene de llegar a todos los hogares (españoles, por centrarnos en nuestro círculo de momento), estén donde estén, sin problemas de brechas digitales, conexiones, accesibilidad, o conocimientos...

Ya he hablado de este tema en alguna ocasion como en "Cómo acabar con los periódicos de una vez por todas", o "Ahora qué va a pasar con la comunicación" pero es que realmente es un tema que me preocupa porque no me cuadra (además de, lo confieso, una indignación puramente personal...)

Porque desengañémosnos: No todo el mundo sabe aún manejar internet, ni todo el mundo lo utiliza a diario. Todavía existen las señoras Marías que bajan a comprar el periódico y el pan, cada mañana, trabajadores que no pasan su día a día detrás de un ordenador, aquellos que entre sus rutinas, cuentan con los desayunos de domingos con periódicos y revistas, señoras que deboran revistas en la peluquería, señores que hacen lo propio en otras salas de espera...

Internet no es el único modo de informar y
hay algo que estamos pasando por alto

En el año 59 a.c. Julio César hacía circular su "acta diurna" donde informaba las acciones diarias de la República a su pueblo, porque otra cosa no sé, pero Julio César no era tonto, y quería que el pueblo supiese lo que hacía su gobierno... ¿Os suena a algo? Pues lo que digo, somos el mismo perro con distinto collar: porque la función principal del periodismo es informar. Y no informar a unos pocos, sino a todos. Y como periodistas debemos no solo creer que esto es posible, sino tratar de hacerlo posible.

En los últimos dos años hemos asistido al cierre de numerosos medios: Metro, Diario de Almeria, o 20 minutos, (que ha cerrado 8 ediciones locales), Diarios: La Opinión de Granada, Diario Equipo (Zaragoza), El Mundo Ibiza y Formentera, El Mundo Almería, El Universo de Madrid, Revistas Gala, Dossier Economic, Teleindiscreta, Zero, Ragazza, Psychologies, OK, Ideas y Negocios, ISport, La Clave, Popular Science, Ser Empresario y Gestión de patrimonios, El periódico de la construcción Gremios, PVD, Canal Digital, Sibaritas,Computer Hoy Juegos, Segundamano, Tierra... a los que hoy se ha unido el Ciberpaís que esta mañana ha anunciado que se pasa al mundo online... Un suplemento tecnológico de tirada masiva, que bien podía ayudar a educar a aquellos para los que el mundo digital es como el chino, que sabes que existe pero también que no lo entenderás nunca, queda reducido ahora precisamente a aquellos que sí saben...

¿Y qué hacen los editores ante este panorama? Regalar Dvds, cafeteras, lectores electrónicos, y lo que haga falta buscando la venta... tanto que no es la primera vez que veo a alguien comprar el periódico solo por el regalo, y tirarlo sin ni siquiera haberlo llegado a abrir a la basura.. .Creo que es evidente que la solución no va a venir por aquí, pero yo no soy experta en esos temas.

¿Y qué va a pasar ahora con los libros con la llegada del e-Book? ¿Vamos a terminar limitando también el acceso a la lectura y hacer exclusivamente para los adictos a las nuevas tecnologías? ¿se perderán los nuevos niños el placer de sentarse a leer en una esquina, de pasar cada página, disfrutar de ese tacto, superar la tentación de mirar la última página...?

En fin, qué queréis que os diga. Adoro internet y los medios sociales, pero no quiero que terminen con todo lo demás y cada vez que un medio tradicional cierra sus puertas me dan arrebatos así.

martes, 21 de septiembre de 2010

... y las nuevas formas de emitir información

En el último post "La nueva forma de recibir información" que se centraba en cómo el mundo 2.0, y en mi caso concreto twitter, ha revolucionado nuestra tradicional forma de informarnos sobre lo que sucede a nuestro alrededor, dejé como tema pendiente ver el modo en que las herramientas 2.0, la nueva forma de interactuar y en definitiva el social media ha transformado también la forma de hacer periodismo.

Y es que la "era digital" también ha cambiado el modo de trabajar de los periodistas tanto cuantitativa, como cualitativamente.

El cada vez más amplio número de diarios online y blogs de medios ha provocado que muchos de ellos tengan que producir cada vez más contenido y además de manera más rápida, movidos por el nuevo tiempo que marca la red (la inmediatez). Y por si esto no bastara, el cambio en la demanda de información ha hecho además que aumenten, de manera relevante (aunque en España aún somos comedidos) los nuevos formatos ( contenidos multimedia), que en muchos casos no sólo llevan a estos periodistas a producir más contenido, sino en un formato al que muchos de ellos no están acostumbrados.

Sumemos eso a la gestión de foros, comentarios y en definitiva, de la conversación, derivada de las diferentes plataformas donde ahora tienen que estar. (En este caso, sin ánimo de repetirme, twitter vuelve a ser la reina, (tanto para difusión - Media on twitter, o Muck Rack por ejemplo recogen medios y periodistas presentes en la red- como para recogida de información), aunque existen muchas otras, a las que además hay que sumar las redes propias de algunos medios, como Eskup en el caso de El país, o la comunidad eDirectivos de Wolters Kluwer...

¿Y que pasa con la parte cualitativa? Nada tiene que ver el periodismo de boli y libreta de Bernstein y Woodward allá por el ¿72? con las posibilidades de recabar, acceder o contrastar información que nos brinda el mundo online.

Y todo a gracias a herramientas como:

  • Las nuevas salas de prensa de las empresas: Que van más allá de un repositorio de notas de prensa, e incluyen ahora mucha más documentación, material multimedia, recursos, etc. Lo que además debe unirse a la presencia de las compañías en las distintas redes (facebook, twitter, slideshare, etc.) desde donde también podemos localizar información de interés.
  • Utilización del material generado por los usuarios anonimos (videos, comentarios, denuncias...): Cada vez son más medios los que se hacen eco de publicaciones online de no periodistas. Por ejemplo, un estudio del que se hizo eco Visión afirmaba que un 75% de los periodistas norteamericanos recurre a los blogs para buscar ideas y enfoques informativos...
  • Nuevos recursos para encontrar fuentes: Mi favorito, sin duda, New Basis, donde los periodistas pueden introducir lo que buscan, y con un simple click conectar con fuentes interesantes para contrastar la información, opinar, documentarse... Aunque hay otras como Haro o News Certified
  • Herramientas para elaborar los nuevos contenidos: ¿En video? En Make Internet TV te indica paso a paso cómo grabar y editar un video online ¿Gráficos de estadísticas? Pues usa Googel Chart Generator, ¿Foto? Hay multitud de herramientas, como Rsizr para redimensionar imágenes o Gimp (Knight Digital media center incluye numerosos tutoriales para periodistas en medios online)

En definitiva, la red se ha convertido en un mundo de infinitas posilidades para los periodistas. (Si aún queda algún rezagado, os recomiendo un libro básico para enteder el funcionamiento del 2.0, "Periodismo 2.0" de Mark Briggs, que puede descargarse gratuitamente y en español aquí )